Las webs de COMEDY CENTRAL utilizan cookies y otras tecnologías para mejorar tu experiencia en nuestro sitio.
Por el hecho de continuar utilizando las páginas web de COMEDY CENTRAL,
aceptas la instalación de cookies tal y como se establece en la políticas de cookies aquí.
sÍguenos
06:42

Corto y Cambio

07:01

Central de Cómicos Express

Secciones

5 formas de liarla en una boda

Todas las que han salido en Friends nos encantan, siempre y cuando no seamos los protagonistas

07 de Diciembre, 2015

Como invitado o como novi@. Hay muchas maneras de liarla en una boda. Todas y cada una de las que han salido en Friends nos encantan, siempre y cuando no seamos los protagonistas. 

Hoy te las recordamos para que la próxima vez que vistas un chaqué, te lo pienses dos veces.

1. No, nunca, jamás en la vida digas el nombre de tu ex en el altar como le hizo Ross a Emily. Si hace falta te pasas la noche anterior escuchando su nombre en bucle, pero no digas el de otra persona. Que se te escape en la intimidad tiene un pase, no os escucha nadie más; pero, ¿en vuestra propia boda? 

2.  Hay cosas que es mejor no mezclar, y tu querido suegro, tus amigos de toda la vida y el alcohol son una de ellas. En una despedida de soltero solo hay dos finales posibles: o tus colegas le cuentan tus perturbadas historias o tu suegro termina repartiendo tu futura herencia en el club de streaptease. 

3. No planees un novia a la fuga como Rachel porque no lo harás. Demasiada presión, demasiadas caritas felices mirando hacía el altar, y además tu abuela se ha gastado toda su pensión en la peluquería y eso toca. Solo los protagonistas de las series tienen el valor de dejar plantada a su pareja en una boda. En la vida real no hay un taxi esperando en la puerta, ni es tan fácil correr con tacones. Si quieres dejar a alguien escribe en un post-it “Bon Voyage” y huye, pero hazlo el día anterior. 

4. Dicen que de una boda sale otra boda. Es el escenario perfecto, pero ¡disimula tu desesperación! Todo el mundo feliz, bien vestido, con alguna copa de más… pero hay muchos “gatopardos” esa noche y la mañana siguiente es muy dura. Da igual lo que te digamos, lo vas a seguir haciendo. Lo único que podemos aconsejarte es que googlees a tu pretendiente antes de llegar a la tercera base. No queremos lamentaciones. 

5. Estás en esa edad en la que bailar sexy te hace parecer de todo menos atractivo, pero tampoco quieres pasar desapercibido. ¿La solución? El baile de Mónica y Ross. Los que no saben bailar solo pueden hacer una cosa, disimularlo bailando mal “adrede”. 

© VIACOM INTERNATIONAL MEDIA NETWORKS, S.L.U. / All Rights Reserved. La utilización de esta web implica el conocimiento y la aceptación de sus bases generales de uso.