Las webs de COMEDY CENTRAL utilizan cookies y otras tecnologías para mejorar tu experiencia en nuestro sitio.
Por el hecho de continuar utilizando las páginas web de COMEDY CENTRAL,
aceptas la instalación de cookies tal y como se establece en la políticas de cookies aquí.
sÍguenos
22:35 Friends
23:00 Friends
23:25 Friends
23:50 Friends
Secciones

5 COSAS QUE HACER EN MADRID SI ESTÁS MUERTO

Cinco ideas por si, Dios no lo quiera, mueres de aquí a unos días, y revives sin que nadie lo pueda notar

14 de Marzo, 2016


Ser un fantasma y dedicarte a estar en tu casa de toda la vida abriendo grifos o cerrando puertas es un rollo. Aquí, cinco ideas por si, Dios no lo quiera, mueres de aquí a unos días, y revives sin que nadie lo pueda notar. 

1.    Ver El Rey León
Sí, por fin puedes saltarte la cola (y los precios de las entradas) de este musical, y verlo en directo, en primera fila, o en el escenario, al lado de Timón y Pumba, si te da la gana. Y gratis. ¿Quién da más? 


2.    Vivir en un ático con terraza
Siempre soñaste con vivir en un ático con terraza. Vale, la palabra exacta no sería “vivir”, pero mucha gente muere de pena en el quinto pino y a eso lo llaman “vida”. Ahora puedes pillarte un aticazo en La Latina, o mudarte al Ritz, o al Palacio Real, y darte cuenta de que el Más Allá no es lo que queda fuera de la M-30. 

3.    Ver desnudas a tus estrellas favoritas
¿Por qué no ir a ver cómo se duchan Miguel Ángel Silvestre, Blanca Suárez, Mario Casas, Cristiano Ronaldo o  Alaska y Mario Vaquerizo? El límite lo pones tú. 

4.    Tirarte del Viaducto una y otra vez
Suicidarse desde el Viaducto de Segovia fue deporte de moda en su día, hasta que pusieron un cristal o metacrilato que cortaba el rollo a los amantes del balconing extremo. Hay que reconocer que es un sitio precioso para saltar y, si no hay riesgo para nadie, resulta una entretenida manera de pasar la tarde. 

5.    Irte a la playa
La mayor fantasía de muchos madrileños es, precisamente, disfrutar de la playa, pero ya se sabe que cuando hay tiempo, no hay dinero, y cuando tienes dinero, no tienes libertad. Ahora, una vez muerto, puedes plantarte en un after de Ibiza cuando te dé la gana. Allí encontrarás a muchos fiesteros entre la vida y la muerte. En poco tiempo harás nuevos amigos. 


 

© VIACOM INTERNATIONAL MEDIA NETWORKS, S.L.U. / All Rights Reserved. La utilización de esta web implica el conocimiento y la aceptación de sus bases generales de uso.